La madurez es un tema serio. Muchas veces entendida como convertirse en adultos o, sencillamente, crecer, no es fácil de identificar. Por eso, estas 9 señales de que un hombre es maduro podrían serte útiles.

1. Enfrentan desafíos

Parte de la madurez es saber enfrentar un problema. Cuando un desafío aparece, una persona madura no huirá, sino que intentará encontrar la forma de salir adelante y superar los obstáculos. Enfrentar los temores y los desafíos para encontrar soluciones es una forma de madurez.

2. Saben tomar decisiones

La toma de decisiones es uno de los factores más claves de madurar. Cuando las personas son inmaduras, son dubitativas, no saben qué hacer ni qué decisiones tomar y esperan que otros decidan por ellas.

3. Tienen metas realistas

Todos queríamos ser astronautas cuando éramos niños, pero cuando nos convertimos en adulto sabemos que no lo seremos si no nos esforzamos, estudiamos y nos encaminamos hacia eso. Parte de la madurez es establecer metas realistas.

4. No buscan impresionar a los demás

Muchas veces, cuando intentamos impresionar a los demás, se da el efecto contrario. Un hombre maduro leerá libros, irá al gimnasio o aprenderá a cocinar porque lo desea o porque lo considera parte de su crecimiento, no para impresionar a otros.

5. No son egoístas

La inmadurez también se ve en personas que solo piensan en sí mismas. Cuando un hombre es maduro, no pensará solo en sí mismo sino también en quienes lo rodean. No es cuestión de vivir pendientes de los demás, sino de tenerlos en cuenta e intentar no lastimar a nadie para obtener beneficios.

6. Saben pedir perdón

Una de las cosas más difíciles de madurar es aprender a reconocer errores, la autocrítica. Y, cuando se reconoce un error, lo que sigue es disculparse.

7. Controlan el rencor

Discutir o pelearse con conocidos, familiares o amigos es normal y sucederá siempre. Lo que no es saludable es el rencor, no saber olvidar o perdonar. Un hombre que no sabe controlar el rencor no es un hombre maduro.

8. Hacen valer los límites

Madurar es también conocer tus propios límites y no permitir que otros lo crucen. Saber enfrentarse a los demás y delimitar la frontera entre lo que están dispuestos a aceptar y lo que no, también es una señal de madurez.

9. No le temen a divertirse

Para muchas personas, salir con amigos o los videojuegos son una señal de inmadurez. Pero, ¿no es una señal de inmadurez olvidar cómo divertirse? Nunca se es demasiado adulto como para disfrutar de aquellas cosas que nos hacen pasar un buen momento.

En resumen, las señales de un hombre maduro nos hablan de una persona segura de sí misma que enfrenta sus miedos y sabe tomar decisiones, tanto a la hora de actuar como a la hora de saber qué es lo que en verdad están buscando.

Categoryamor
Logo_footer   
     © 2017 Bellocentro diseñado por Wikpis

Síguenos en nuestras redes