Este texto es tomado de Vix y es publicado por Luciana Martinez

No importa si en este momento estás en el equipo de los solteros o en el de los comprometidos. La mayoría de las personas ya experimentó las luces y sombras de vivir solo, con una serie de pequeños placeres que solo la soltería (siempre rodeada de buenos amigos) es capaz de proporcionar.

Si estás en pareja, seguro recuerdas con cariño algunas situaciones, aunque estés superfeliz con tu relación. No importa si estás soltero por decisión propia, porque todavía no encontraste a la persona para ti o porque te encanta la adrenalina de la conquista. Disfruta estas pequeñas victorias cotidianas. Te las mereces.

Beneficios de la vida de soltero

1. Tienes toda la cama para ti

Acostarse en la cama estilo estrellita, con los brazos y piernas abiertos, es uno de los mayores placeres de este mundo. Y solo quien está soltero puede disfrutarlo a rienda suelta. Además, puedes dar todas las vueltas que quieras sin que tu pareja te acuse de robarle la manta (bonus track: tampoco te la puede robar a ti).

2. Coquetear como y cuando quieras

A todos nos gusta sentirnos atractivos y, para eso, ¿qué mejor que coquetear? Todos se arreglan antes de salir, pero, cuando el plan es salir de conquista, el coqueteo empieza antes de salir de casa.

3. Usar ropa vieja en casa

No todos tienen la suerte de que a su pareja no le importe el look vagabundo que usan para echarse en el sofá. Quedarse en casa usando ropa vieja y cómoda es un placer, especialmente con esas medias calentitas (aunque tengan agujeros). Cuando estás soltero, nada te impide pasar el día entero con ropa que ya pasó a mejor vida o incluso de pijama.

4. La prolijidad es relativa

Si hoy no tienes cita con tu crush, no tienes que preocuparte si te pusiste ropa interior vieja, si tu sostén blanco está manchado, si tu aliento delata que almorzaste ensalada de cebolla o pan de ajo…

Al fin y al cabo, puedes encargarte de eso cuando llegues a casa. Por un día no pasa nada, ¿no?

5. Dormir en silencio

Es muy común que las personas ronquen, en especial cuando están muy cansadas, porque el cuerpo se relaja todavía más. Es difícil que a alguien le moleste su propio ronquido, pero quejarse de los ronquidos de la pareja es algo muy común, principalmente cuando no te deja dormir o incluso te despierta a mitad de la noche. Cuando duermes solo, valoras el placer de acostarte en la cama sin ruidos molestos.

6. La tele es toda tuya

Muchas parejas comparten sus series favoritas y resuelven rápido lo que quieren ver, pero también es común que cada uno quiera mirar programas totalmente diferentes, y comienza la guerra por el control remoto. Cuando estás soltero, tienes el monopolio de la tele para mirar lo que quieras cuando quieras.

7. Baño para uno

Si la televisión puede ser tema de discordia, imagina la disputa por el baño. Todos sabemos que algunas necesidades no pueden esperar. Y solo si estás soltero conoces las maravillas de tener el baño a tu completa disposición, sin alguien esperando afuera para entrar ni bien salgas.

Categoryamigos, amor
Logo_footer   
     © 2017 Bellocentro diseñado por Wikpis

Síguenos en nuestras redes